Párrafo 12.40

12.40 “El sexto impulso respira las memorias del éter y acuna las experiencias sensitivas para codificarlas en su viaje hacia la frontera del tiempo, representa el tercer plano de lo trinitario y su manifestación simbólica. Puede este impulso abrir los sentidos a una realidad más intensa, apareciendo un universo desconocido al perderse la frontera que limita el estado vibrante de la materia”.

COMENTARIO DE EL AVENTURERO

Ardua tarea la de reflexionar sobre un texto que nos habla de experiencias que van infinitamente más allá de las palabras. Donde deja de ser útil (y más aún, necesaria) la codificación que usa el intelecto para cualquier interpretación del universo que los humanos podamos hacer en base a los cuatro elementos o fases de pulsación de la energía. Parece que el sexto chakra facilita el necesario acondicionamiento para asumir el paso al siguiente impulso, la abismal puerta hacia el no-tiempo, donde el concepto de materia tal y como la entendemos desaparece, como desaparece toda concepción dual, en beneficio de una comprensión unitaria y puramente vibrante.

La información superior que aporta el éter (término que comparte raíz semántica con ‘eternidad’), asociada a las más purificadas reacciones sensitivas que recoge el espacio místico donde se asienta la hipófisis, preparan al ser para ese añorado encuentro con la inefable Verdad.

Este fundamental encuentro con el universo de lo desconocido se produce cotidiana e inevitablemente, sin que tengamos consciencia de ello, en las fases más profundas del sueño y en determinados microinstantes de nuestro día a día, por lo que bien podemos decir que tenemos experiencia vital de esa apertura del sexto sentido, el sentido del ritmo, aunque no experiencia pensante.

Añade a tu lista

10 Comentarios

  1. loli
    24 septiembre, 2017

    Aventurero:

    Cuando hablas del el espacio místico donde se asienta la hipófisis, te refieres a “la Silla Turca?.

    La Silla Turca… ¿no es una estructura ósea en la base del cráneo, rodeada, o formando parte de otras configuraciones óseas internas del mismo, como el esfenoides, con curiosas semejanzas a estructuras de “alas abiertas”…..y flanqueada en sus cuatro esquinas por “cuatro apófisis”, o prolongaciones de hueso.

    Y rectangular…ella….también, aunque algo curvada, como una tapa sobre el espacio ocupado por la hipófisis….glándula que recoge los mensajes convertidos en formas bioquímicas que nacen de los encuentros …. acontecidos en el “lecho talámico”?.

    Igual es solo mi imaginación…o mi ignorancia

    Contestar
    • M. A.
      24 septiembre, 2017

      No pareces tan ignorante en el tema de la Silla Turca, Loly. Te animo a que nos cuentes tus descubrimientos y reflexiones sobre ese “espacio místico”.

      Contestar
  2. Afrodita
    24 septiembre, 2017

    No me quiero meter en camisa de once varas. Pero si el sexto impulso hace referencia al sexto chakra y este está en el entrecejo, no parece que sea contradictorio con que coincida con la silla turca. Ambos están – a la vista del profano eso parece – a la misma altura, en la misma horizontal.

    Contestar
  3. loli
    24 septiembre, 2017

    Una alianza en el dedo “anular” simboliza el compromiso que los “esposos” abrazan, normalmente bajo el influjo poderoso, y casi insconsciente de una fuerza aún misteriosa y desconocida, una Fuerza Física: el Amor.

    La expresión por antonomasia de ese testimonio… de esa convocación aceptada mutuamente de la búsqueda del otro, de su encuentro…y de la posibilidad de que “un tercero” …sea alumbrado…., se produce en el “lecho nupcial”, en el “tálamo”.

    En nuestro “tálamo” fisiológico, recogido en la cueva craneal, estratégicamente situado en el centro y en medio de los dos hemisferios, rodeado y abrazado por las estructuras….¿tan ligadas a la Fuerza del Amor?….de cualquier manera, tan aún, desconocidas incluso en estructuras y funcionamiento bioquímico….como son varias estructuras del Sistema Límbico (ay….esas “islas” de neuronas, de “somas” de cuerpos neuronales”, incrustadas en el los complejos caminos y redes de axones procedentes de la corteza cerebral…de sus diferentes áreas de cognición….colando emociones, sensaciones de mundos que no reconocemos, y recordándonos que ese espacio, es un lugar de “misterio”….¿o mistérico?, ya por sí mismo)… prosigo…, las informaciones sensoriales y sensitivas de nuestro mundo interno y del externo, se cruzan….se producen los encuentros…, y de esos encuentros nacen, en forma de “mensajes bioquímicos”, toda una cascada de precursores moleculares que encontrarán bajo la forma rectangular y curvada de la Silla Turca la estructura glandular endocrina que supone la Hipófisis.

    Estructura que será capaz de configurar los elementos más “pequeños”, más importantes y potentes de nuestra fisiología: las Hormonas Rectoras.

    Las hormonas, tienen un complejo mecanismo de activación y/o desactivación, pero, en general, parece que ese “volcado” al torrente sanguíneo se realiza a través de “pulsiones”….ritmo…

    La Hipófisis también tiene una estructura peculiar, y una circulación singular, propia.
    Sus mensajes regirán el funcionamiento de nuestro cuerpo.

    Pero….si ese sexto sentido…el del ritmo…, empezase ya a ser activado en una mayor capacidad….¿qué mensajes saldrían de lo que guarda nuestra “Silla Turca”?.
    ¿Qué pulsiones se tendrían que dar desde lo que se guarda debajo del Tálamo….el Hipotálamo….estructura que recoge y proyecta lo precursores biomoleculares a la Hipófisis?.

    ¿Desde nuestra actual consciencia, estamos ya en condiciones de poder incidir en los encuentros de nuestro Tálamo?.

    Unas Tablas de la Ley, rotas por Moisés en el Sinaí…ante un momento imposible, parece, de poder ser atendidas por la Humanidad, se guardaron, al parecer, entre otras cosas, en el Arca del Testimonio, el Arca de la Alianza.

    Las cosas que se guardan…en un arca…se hace con la esperanza de que llegue el momento de poder rescatarlo…¿no?.

    Siento las imprecisiones…pero repito que no sé mucho…y fallan los conocimientos,….pero quizás no sea todo “información” lo que necesitamos para acceder a lo “mistérico”.

    Es todo muy difícil…pero fascinante.

    Contestar
    • Afrodita
      28 septiembre, 2017

      ¡Qué manera de elucubrar y de conjeturar y de calentarse los cascos!

      Contestar
  4. Rafa
    27 septiembre, 2017

    Estamos con este impulso más alla de los elementos naturales, y parece que ya hemos atravesado las transformaciones de nuestra experiencia ordinaria.

    El sexto chakra que está situado en el entrecejo, se asocia con la glándula pituitaria, y adquiere la maestria sobre la dualidad de la mente ; es donde se juntan los principales canales de energía, ida y pingalá, donde los tres rios de energía se integran en uno.

    Se asocia al tercer ojo; si los dos ojos te dan dimensión en el mundo fenoménico, el tercer ojo, te dá la visión, la profundidad y la dimensión de los mundos sutiles.

    La apertura del 6º chakra, proviene de la maestría sobre el flujo de la mente.

    El dominio sobre el sexto chakra, implica no dejarse confundir por las polaridades de la vida, saber leer entre lineas.

    Pero una característica que a mí me impresiona particularmente de este chakra, es que se simboliza con el color índigo.

    Es un color, que se asocia con el funcionamiento del cerebro, es un estimulante de la percepción.
    Es el color de la noche en que ya está próxima la claridad, la luz del alba.

    Podríamos decir que si un pintor, utiliza con profusión este color, está buscando la claridad mental.

    En los últimos tiempos, se ha hablado del nacimiento de niños índigo (que no azules).
    Un poco roza la leyenda, pero se refiere a unos niños que poseen un estado superior de percepción y evolución.

    Por cierto enhorabuena a Asun, que ha realizado la ilustración , porque ha acertado, por lo menos en el color.

    Un abrazo

    Contestar
  5. Afrodita
    28 septiembre, 2017

    Tu ya tienes abierto el sexto chakra ¡Qué envidia!

    Contestar
  6. Rafa
    29 septiembre, 2017

    ” La envidia es un pecado capital, del que parece ser que nacen lo demás pecados ”

    Según La Wikipedia claro

    Contestar
    • Afrodita
      29 septiembre, 2017

      Lo que quiero decir es que si la búsqueda del saber está guiada por el razonamiento se está partiendo de lo que ya se sabe y las herramientas que se están utilizando son las propias que uno ya conoce. Y que en mi opinión se corre el riesgo de al final de las muy sesudas investigaciones se llegue a la convicción de haber descifrado un enigma y se cierren los ojos a la probabilidad de haber descifrado tan sólo el propio ombligo.
      Y que no se busca ser sorprendido por el conocimiento sino sorprender al conocimiento y decirle ¡Te pillé!
      Algo parecido a hacerse trampas en el solitario, y que encuentro por lo general no sólo en tus comentarios.

      Contestar
  7. Eolo
    3 octubre, 2017

    Y ya nos encontramos con la frontera. El tiempo deja de ser el eje por el que transcurren las experiencias, y estas comienzan a deambular por el pasado conocido, el futuro deslumbrante. Lo anterior deja de serlo para convertirse en todo, arremolinado con el destino.

    La flauta tañe campanadas, el arpa convoca a las teclas, las trompetas silban versos insonoros, y el jaguar se mece en el lluvia de las nubes. Es sábado y no sabemos que se esconde en esa sombra vibrante que rie y llora a la vez.

    Aunque aún queda un poco para llegar al final del camino, el temblor descubre levemente los perfiles del Otro Mundo.

    Contestar

Deja un comentario

Ver tu lista

Tu lista

Borrar lista Sobre

Guarda una lista de tus posts favoritos en tu navegador!
Y volverás a encontrar esta lista otra vez la próxima vez que nos visites.

Powered by HTML5 Storage and Rio Loft.

CERRAR

Send your list to a friend

FROM: (Your email): TO: (Your friend's email): Your message:
Send
Sube arribaSube arriba